Estrenamos Web y también Blog. Una Web en la que buscábamos –no sé si lo habremos conseguido- alejarnos de ese estándar dónde parece que lo más importante es destacar lo puntero e innovador de nuestro equipamiento o la cantidad y calidad de los productos de que disponemos para tu mascota, para acercarnos a lo que la experiencia nos dice que es más importante para ti. Y es que tu perro, gato, conejo, hurón, etc., además de eso son Lucas, Mika, Isis,…es decir, tu amigo y un miembro más de la familia.

www.montevilveterinarios.com
www.montevilveterinarios.com

Podemos ser los mejores profesionales, los mejores veterinarios y disponer de los mejores medios para tratar a los animales, pero todo eso -que sin duda es muy importante-, pasa a un segundo plano si cuando llegas a una clínica veterinaria Lucas deja de ser tu Lucas para convertirse exclusivamente en un paciente anónimo al que hay que hacer un montón de pruebas y sin tener en cuenta que Lucas, aunque sea incapaz de racionalizar lo que le sucede, siente y sufre, y que la visita al veterinario puede llegar a convertirse en una experiencia desagradable tanto para él como para ti simplemente porque no hemos tenido en cuenta sus sentimientos y los tuyos.

Y como para nosotros forma parte de nuestra manera de hacer, no podíamos olvidarlo a la hora de crear ese espacio virtual que ha de reflejar no sólo lo que somos y lo que hacemos, sino cómo lo hacemos, porque antes que veterinarios somos apasionados de los animales. Por eso también queríamos que nuestra Web tuviera como protagonistas a un gato y un perro muy especiales, los nuestros, y no unas bonitas fotografías de animales –también anónimos-, adquiridas en un banco de imágenes. Por un lado Garfield, mi gato. Un precioso Persa naranja que, como buen gato, hacía la pose esperada justo en el momento en el que el fotógrafo miraba para otro lado. Y por otro Diesel, que es el perro de María, una de nuestras veterinarias. Un Spaniel Breton que durante la sesión fotográfica nos dejó boquiabiertos al hacer exactamente lo que le pedíamos que hiciera, incluso parecía saber la carita que tenía que poner en cada foto. Le hemos dicho a María que lo lleve a castings para el cine y la televisión….

También nos hemos preocupado por hacer de nuestra Web vuestra Web, creando una “comunidad de amigos” en la que publicar aquellas cosas que tengáis interés en dar a conocer y/o compartir con otros usuarios. Una web dinámica y que queremos que esté llena de vida, frente a la primera: estática e inerte.

Hemos trabajado mucho con sus creadores (deOtraForma) para que sea ágil e intuitiva. Espero y deseo que lo hayamos conseguido, y también en eso vosotros tendréis la última palabra.

Y por último hemos creado este BLOG, un sitio desde donde reflexionar acerca de las muchísimas cosas buenas que tiene esta profesión, y esas otras cosas menos buenas y que como suele ser habitual vienen de quienes poco o nada saben de esto, y me refiero, por ejemplo –y como no- a los políticos y a su famosa decisión de incrementar el IVA de nuestros servicios del 10% al 21% (ya dedicaré unas líneas a esto) porque de repente alguien ha decidido también que hemos dejado de ser un servicio sanitario.

Un blog cuyo objetivo, en fin, es el de compartir esas reflexiones con aquellas personas a las que nos une un mismo sentimiento incondicional: el amor a los animales. El mismo sentimiento que a veces nos separa porque hay quiénes se empeñan en secuestrarlo simplemente porque hemos decidido ganarnos la vida con lo que más nos gusta.

En cualquier caso nuestra nueva Web y nuestro nuevo Blog van dedicados a ellos, a Luna, a Chispi, a Mika, a los que formaron parte de vuestras-nuestras vidas y a los pequeñines que nos visitan por primera vez y quieren compartir las suyas con vosotros. Porque todos los que formamos parte de esta gran familia les debemos en gran medida lo que somos.

Blanca González